Category: TC 2000 Carretera


logo_salon_2017Son muchas las primicias anticipadas en el Salón del Automóvil en Buenos Aires y que vale la pena apreciar. Del largo listado, hay tres modelos que son nuevos en su categoría.

Uno es el Renault Kwid, que se venderá a fin de año y reemplaza al “jubilado” Clio Mio, la marca pretende posisionarlo como el más vendido del segmento.
Lo particular de éste modelo es que es un hatchback del segmento B pero con estética de SUV, con lo cual la marca anticipa una tendencia cada vez más firme a la preferencia por estos modelos.

Otro modelo nuevo es el Nissan Kicks, un SUV chico que desde julio se venderá en el mercado. Es el más chico de la empresa japonesa, también importante para tener en cuenta que era el segmento que le faltaba participar hasta el momento.

El Renault Trezor con líneas bien futuristas.

Se trata de un auto eléctrico que intenta anticipar un poco el futuro de la marca francesa. Una gran innovación es que la apertura de las puertas para ingresar o salir del habitáculo es hacia arriba. Las mismas se abren en un solo bloque, como si fuera el estuche de una alhaja, describen desde la marca.

 Los autos eléctricos e híbridos son una realidad

Éstos modelos en la última edición de 2015 eran sólo una promesa, hoy son una realidad. De hecho son varios los stands de marcas generalistas y premium, que tienen en exhibición algún vehículo impulsado por motores 100% eléctricos o combinados con los clásicos de combustión.

Nissan exhibe el Gripz un crossover compacto deportivo.

Experiencias con realidad aumentada

Son muchas alternativas que se pueden realizar a través de ésta experiencia. En el caso de DS, marca que por primera vez tiene un stand exclusivo en una muestra en América Latina, propone descubrir el nuevo DS4 a través de un recorrido por París.

Así con los anteojos especiales, primero se vive la experiencia de configurar el auto a medida y luego se puede conocer desde el propio vehículo, los lugares más representativos de la ciudad francesa.

El espacio para autos históricos

Además de las novedades y de los prototipos futuristas, en el Salón también hay lugar para verdaderos clásicos.

Tal es el caso del Ambassador 1977 Presidencial blindado, propiedad del Gobierno Nacional y cedido al Museo del Rambler Car Club Argentina. Es de hecho, uno de los más fotografiados de la muestra. Fue utilizado hasta la presidencia de Raúl Alfonsín.

Hay lanzamientos, novedades y también actividades de distinto tipo, los organizadores apuntan a superar las casi 500.000 personas que recorrieron La Rural en la última edición de 2015.

descarga-tc2000
Las calles de Rosario se vistieron de gala para recibir al Súper TC 2000, que disputará en el autódromo Juan Manuel Fangio rosarino la cuarta fecha de su campeonato. Es que en las intersecciones de las calles Boulevard Oroño y Costanera se armó una pista callejera para que los autos giraran con sus potentes V8.
images-tc2000-2 En conjunto con la  Municipalidad de  Rosario y Mobil 1, el  público giró sobre los  autos de Súper TC200  de Fabián  Yannantuoni (Renault  Fluence), de Esteban Guerrieri (Toyota  Corolla) y de Norberto Fontana (Chevrolet Cruze). Además, Néstor Girolami (piloto del Peugeot LoJack Team) llevó al público en un Peugeot RCZ que es el Auto de Seguridad; Facundo Ardusso (Fiat Petronas) hizo lo mismo con un Fiat 500, que se utiliza como Auto de Seguridad en la Fiat Punto Abarth Competizione.
El público pudo escuchar  el rugido de los potentes V8 de 430 caballos de potencia que giraron en la luz de la noche rosarina.
Trás una hora de autos girando se realizaron sorteos con decenas de premio que dispuso Mobil 1 para la jornada.
La velada se cerró con un show del señor Rock: Juanse, el creadorimages-tc2000-3 de los Ratones Paranoicos. El artista que supo tocar con los grandes del Rock Nacional, como Charly García y Pappo Napolitano, repasó sus éxitos para dar el inicio a la cuarta fecha del Campeonato Argentino de Súper TC2000.
Franco Vivian buscará éste fin de semana en Rosario cortar la racha negativa de inconvenientes de motor que ha sufrido, para así salir a buscar un gran resultado que le permita sumar sus primeros puntos importantes en el campeonato del Súper TC2000.
José María López y Juan Manuel Silva en el equipo Honda del 2008, con la difícil convivencia de Chevrolet entre el irreverente Matías Rossi y el ya consagrado Christian Ledesma, allá por el 2006. Más atrás en el tiempo, en Ford batallaban Daniel Cingolani y Henry Martin, en el año 2000, en un cruce que dejó a los dos afuera del equipo de la familia Berta.  Las miradas están puestas principalmente en Peugeot y en sus dos principales pilotos, Agustín Canapino y Néstor Girolami, acarrean una relación tormentosa desde antes de compartir techo.
images-tc2000-1
En Renault, Emiliano Spataro logró con el triunfo en Córdoba un colchón de puntos que lo pone como abanderado provisorio de Renault. Le lleva 10 puntos a Fabián Yannantuoni, 17 a Guillermo Ortelli y 39 unidades a quien peleó el último certamen para la marca, Leonel Pernía.
En cambio, más claro es el panorama en Chevrolet y Toyota. Norberto Fontana llegó a la marca para ser piloto número 1 y respondió rápidamente con dos triunfos en tres fechas, para ser el actual líder del campeonato, y Matías Rossi junto a Toyota, ganaron dos títulos y es claramente el referente de la escuadra.
Matías Rossi logró un tiempo de 59s 166 y de ése modo batió por seis décimas el registro que había alcanzado el 20 de abril del año pasado en la clasificación.
???????????????????
Aunque Rossi no fue el único protagonista porque también tuvo una destacada actuación Norberto Fontana (Chevrolet YPF). El ex Fórmula 1 llegó como el puntero del campeonato con 61 unidades y quiere volver de Rosario en la misma ubicación.
En la tercera colocación quedó Agustín Canapino (Peugeot LoJack Team), quien había hecho el mejor tiempo en el primer entrenamiento. El piloto arrecifeño quiere conseguir en Rosario su primera victoria como piloto del Peugeot 408.
Luego aparecieron Bernardo Llaver (Toyota Team Argentina), Emiliano Spataro (Renault LoJack Team), Facundo Ardusso y Mariano Werner (ambos del Fiat Petronas), Julián Santero (Peugeot LoJack Team), Fabián Yannantuoni (Renault LoJack Team) y Damián Fineshci (Peugeot 408-Fe Peugeot Junior Equipe).
La actividad de la cuarta fecha del Campeonato Argentino de Súper TC 2000 continuará desde las 15:40 con el inicio de la clasificación.
Los tiempos:
1 Matias Rossi Toyota Corolla 00:59.2
2 Norberto Fontana Chevrolet Cruze 0.9
3 Agustin Canapino Peugeot 408 0.16
4 Bernardo Llaver Toyota Corolla 0.197
5 Emiliano Spataro Renault Fluence 0.225
6 Facundo Ardusso Fiat Linea 0.317
7 Mariano Werner Fiat Linea 0.403
8 Julián Santero Peugeot 408 0.514
9 Fabian Yannantuoni Renault Fluence 0.517
10 Damian Fineschi Peugeot 408 0.524
11 Esteban Guerrieri Toyota Corolla 0.554
12 Leonel Pernia Renault Fluence 0.584
13 Facundo Chapur Peugeot 408 0.645
14 Matias Munoz Marchesi Chevrolet Cruze 0.665
15 Nestor Girolami Peugeot 408 0.809
16 Franco Vivian Chevrolet Cruze 0.815
17 Ignacio Julián Fiat Linea 0.903
18 Guillermo Ortelli Renault Fluence 0.987
19 Christian Ledesma Fiat Linea 0.988
20 Matías Milla Chevrolet Cruze 1.66
21 Agustín Calamari Toyota Corolla 1.685
22 Daniel Belli Chevrolet Cruze 1.882
23 Gonzalo Fernandez Chevrolet Cruze 2.259
24 Javier Manta Chevrolet Cruze 2.913
25 Nicolás Traut Ford Focus 4.87

Tribunas en 9 de julio El domingo 31 de marzo del 2012 la avenida 9 de julio se viste con tribunas desde Viamonte hasta Av. de mayo para una carrera callejera de autos Renault de categoria TC 2000 la avenida 9 de julio, la más representativa de todo el trazado, está reducida a tres carriles entre Avenida de Mayo y Perón que por 48 horas quedará cerrada por completo hasta el final de la competencia.
La largada de la prueba será en la intersección de las avenidas de Mayo y 9 de Julio, donde estarán situados los boxes. Desde allí, los autos seguirán por 9 de Julio, bordearán el Obelisco y pasarán por el Teatro Colón hasta Viamonte; luego, otra vez 9 de Julio hasta Diagonal Norte, de allí a Bolívar bordeando la Plaza de Mayo y regreso por Avenida de Mayo al punto de partida. El circuito enclavado en el medio de la ciudad, en el que se girará en sentido horario, tendrá una extensión de 3080 metros.
Buenos Aires cambia lentamente su fisonomía con el rugir de los motores que no es habitual sobre la avenida 9 de Julio, los seguidores del Súper Turismo Competición 2000 se preparan para una carrera  inusual en el calendario del callejero porteño, por la segunda fecha del torneo, que se realizará el domingo 1° de abril. Es cierto que los adeptos a éste deporte desde que no vieron nada parecido en el automovilismo deportivo y ahora miran con cierto recelo estas exigencias. Esta modalidad es rechazada por quienes esperan lucha directa y velocidad y defendida por los menos tradicionalistas, que se entusiasman con ver “más cerca” a los coches que habitualmente observan por TV o desde una lejana tribuna en cualquier autódromo.
El campeón Matías Rossi reconoció el trazado sobre su Toyota Corolla (en compañía del Peugeot RCZ que oficiará como auto de seguridad), dejó una impresión positiva: “El circuito es espectacular”. Esos términos, al menos, jamás se escucharon de los competidores en los improvisados dibujos que ganaron la calle en oportunidades anteriores.
Para Mariano Werner, quien declaró que es “un sueño correr en la capital del país”, en lo que anticipa como “una gran fiesta con mucho colorido y que llega justo con el cambio de motores de la categoría, lo que le va a dar un condimento extra”, y para su colega Emiliano Spataro, un enamorado de estas exigencias, “correr en las calles de Buenos Aires significa algo especial y además, vamos a acelerar en lugares más anchos que en los que lo hicimos antes”.
La largada de la prueba tendrá un circuito desde la intersección de las avenidas de Mayo y 9 de Julio, donde estarán situados los boxes y desde allí, los autos seguirán por 9 de Julio, bordearán el Obelisco y pasarán por el Teatro Colón hasta Viamonte; luego, otra vez la 9 de Julio hasta Diagonal Norte, de allí a Bolívar bordeando la Plaza de Mayo y regreso por Avenida de Mayo al punto de partida.
El piloto entrerriano Mariano Werner (Toyota) se adjudicó el triunfo en la vibrante competencia final que Súper TC 2000 llevó a cabo en el inédito trazado Callejero de 3056 m en Buenos Aires, en el marco de la segunda fecha del campeonato 2012.
Con una final emocionante, del exigente trazado el piloto del equipo Toyota se impuso ante el brasileño Carlos “Cacá” Bueno (Focus), mientras que el “Bochita” Jorge Trebbiani (Focus), completó el podio con un comienzo picante que tuvo la competencia, con el cordobés José María López (Linea) buscando la clasificación, Christian Ledesma (Cruze), al final de la recta de la 9 de Julio pero perdiendo al retrasarse hasta el cuarto lugar del clasificador, con Facundo Ardusso (308) y Werner por delante.
En el giro siguiente, Ledesma sufrió un problema con una manguera de la caja de su Chevrolet y debió entrar a boxes, perdiendo el liderazgo de la competencia, que recayó en manos de Ardusso, que en vueltas siguientes quedó retrasado en el clasificador.
Matías Rossi, ganador de la primera serie se quedó en la sexta vuelta por un problema con su Toyota, con principio de incendio en el ingreso a Diagonal Norte.
Ponce De León se pasó en el ingreso a la 9 de Julio y terminó fuera de competencia, mientras López y Canapino  padecieron sendos problemas con sus cajas y debieron abandonar, y Werner se mantenía segundo y expectante ante un Ardusso que mostraba buen ajuste en correr, en tanto Bueno ascendió paulatinamente y llegó hasta el tercer lugar.
Hacia el giro 25, la exigencia del Callejero anotaba un nuevo abandono, el de Leonel Pernía, quien venía cuarto, por problemas de temperatura en su Fluence.
Sobre el final la incógnita se despejó apenas se produjo el relanzamiento, cuando el santafesino se fue a boxes y el entrerriano pasó a liderar la competencia, acosado por el brasileño Bueno, quien quería dar el gran golpe de visitante pero no consiguió.
Sin embargo, el piloto Werner del TTA aguantó la embestida del carioca y se alzó con una victoria importantísima en una escenario inédito para el automovilismo nacional.
La próxima competencia de Súper TC 2000, según el calendario que brinda la categoría, será en el autódromo de Rosario el 22 de abril.

 

El Turismo Carretera tiene el secreto en que cambia permanentemente en sus siete décadas que tiene de atracción popular, y en momentos de controversias se potencia más por la supremacía que tienen los coches que compiten con la mejoras de sus motores como los Ford, por las dos victorias obtenidas en 2010 y por la supremacía de los días previos a la gran competencia, cuándo surge un competidor como un Chevrolet que los sorprende. El que consiga sobrevivir a las deserciones que son parte del espectáculo vibrante, que lo hace más atractivo, y al que consiga mantener en vilo a las 35.000 personas que alientan la velocidad en el caluroso domingo porteño, consigue sus mejores estímulos al premio.
En medio de los pronósticos favorables que eran para Ford, apareció Christian Ledesma, el único referente de Chevrolet que peleó en las clasificaciones, y que finalmente se llevó la victoria. Un especialista marplatense en fierros que logró su sexta victoria en el autódromo Oscar y Juan Gálvez, y la 16a en la popular categoría.
La largada no fue nada favorable para el ex campeón ya que el cuarto puesto lo perdió en los primeros metros, a manos de Gabriel Ponce de León y delante marchaban Lionel Ugalde, Jonatan Castellano y Juan Bautista De Benedictis. Al completar la séptima vuelta, fue cuándo Ledesma ganó dos posiciones al superar a Ponce de León y a De Benedictis (más el abandono de Ugalde), le permitió colocarse en el segundo lugar pero no sólo ingresó el coche en (un despiste de Zughella), sino que en la maniobra calculada con una vuelta de anticipación, emparejó la marcha del Dodge de Castellano y al llegar al curvón Salotto, esperó que se corriera el auto de su rival hacia la izquierda y el Chevrolet aceleró por el sector interno del viraje y a partir de allí, todo fue en favor del marplatense.
"Corrí a fondo, hasta que, faltando cuatro vueltas para el final, me quedé sin frenos", aclaró Ledesma, que mantuvo una diferencia de más de seis segundos respecto de Ponce de León, en su escolta.
A Matías Rossi, que alcanzó el último escalón del podio largó desde la novena ubicación y mantuvo un andar competitivo, mucho mejor que lo mostrado tanto en la clasificación (19°) como en la serie que (no pudo sobreponerse a los Ford de Ponce de León y de De Benedictis). "Sentí mucho el calor. Debí utilizar la camiseta refrigerante…", admitió el piloto de Del Viso, que interrumpió la conferencia de prensa para recibir asistencia médica, ya que le había bajado la presión por el calor insoportable.
Christian Ledesma demostró una vez más su dominio en el mayor circuito Oscar y Alfredo Gálvez del automovilismo argentino al revalidar las pretensiones de Chevrolet, cuando parecía que todo era para Ford… o Dodge.
El TC 2000 Turismo Carretera cambia y sorprende permanentemente…