La canción no se había escuchado antes en Palermo, ésta vez de la tribuna lateral de Dorrego, la del lado del tablero, entonaban con euforia: “Es un afano, suspéndanlo”. Estaba por empezar el último chukker de la final del 118° Campeonato Argentino Abierto de Polo y la historia estaba definida, La Dolfina Dubai ganaba por 16-8, resultado que finalmente fue 16-10 ante Ellerstina Etiqueta Negra, al cerrar una de las finales con mayor diferencia -en goles y juego- en las últimas dos décadas. Una diferencia con un resultado categórico como para justificar el dominio de la cancha, lo que el apodo de Dream Team implicaba fuera de ella.
No es casual éste análisis en el final del séptimo chukker donde ése fue el momento clave del partido. En los seis parciales iniciales, La Dolfina había mostrado una amplia supremacía. Pero con cuatro tantos de ventaja (11-7), las mentes de las 13.000 personas que asistían en Palermo estaban impactadas en el tiempo recordando los Abiertos de Tortugas y Hurlingham. Aquellos escenarios eran iguales en ventaja de Cambiaso y compañía, que en los 14 minutos finales se esfumó para llegar a ésos desenlaces ajustadísimos, uno para cada uno de éstos finalistas.
Habrá aprendido La Dolfina del pasado?, era la pregunta que revoloteaba en el aire del Campo Argentino. La respuesta es un contundente sí ya que ese séptimo chukker que se jugó con el taco y la cabeza, fue el mejor de La Dolfina en todo el partido. Lo ganó 5-1, con cuatro goles de jugada (la misma cantidad que convirtió Ellerstina en todo el partido) y con el campeón a pleno, con palos largos, corridas y buenas acciones. En el octavo chukker el objetivo era que la bocha corriese y que los minutos pasaran rápido, tan rápido, para cerrar la goleada de la mejor manera posible.
Ya que el ganador no jugó solo cabe hacerse el interrogante inverso: ¿por qué Ellerstina no pudo llevar a adelante la épica remontada de los partidos anteriores? Más allá de que La Dolfina no lo dejó, esta vez el equipo de los Pieres no tuvo con qué. Por empezar, el cuarteto estuvo flojo en el taqueo, inusual para los Pieres. También le faltó velocidad con su virtuosa caballada no respondió y cometió excesivas faltas (17 contra 10), y tuvo problemas con sus salidas de fondo y en los throw-ins (amplísima superioridad del ganador).
Ellerstina también desperdició varias ocasiones de gol, defecto que resultó compartido: La Dolfina erró varios, con un extrañamente impreciso Cambiaso, que desperdició ocho situaciones de gol en el encuentro, algunas de ellas inexplicables para el mejor jugador del mundo y tal vez  se sorprendió cuando lo nombraron como el mejor jugador de la final y miró a Juan Martín Nero como buscando al verdadero ganador del rubro. El back jugó una primera mitad de  impasable atrás, con garra para correr y pechar a quien hiciese falta.  Pasó el séptimo chukker clave, el octavo, y sonó la campana final. Como pocas veces, éste equipo de La Dolfina fue aplaudido desde todos los sectores del campo por su reconocimiento genuino para el Dream Team de campeón de la temporada 2011.
Con su conquista, La Dolfina llegó a los seis títulos en Palermo (los anteriore fueron 2002, 2005 a 2007 y 2009), alcanzando a dos grandes: La Espadaña y Chapaleufú. Además, la última final definida por seis goles había sido en 1992: Chapaleufú 19 vs. Ellerstina 13.
Así La Dolfina Dubai superó a Ellerstina Etiqueta Negra por 16 a 10 y se adjudicó el 118º Campeonato Argentino de Polo presentado por Movistar bajo la mirada de casi 13.000 personas.
En un partido intenso, el equipo de La Dolfina Dubai (39 goles), invicto durante el torneo, venció al último campeón Ellerstina Etiqueta Negra (37 goles), por 16 a 10, en un partido emocionante jugado en la cancha Nº 1 de Palermo.
Es la sexta final que protagonizan ambos equipos en los últimos siete años, La Dolfina obtuvo 4 campeonatos en el año 2005, 2007, 2009 y 2011 respectivamente; mientras que Ellerstina se quedó con los dos restantes, el del 2008 y el 2010.
Los jugadores que formaron parte en éste final de La Dolfina Dubai son Adolfo Cambiaso (h) 10, David Stirling (h) 9, Pablo Mac Donough 10 y Juan Martín Nero 10 con un total de 39 goles.
Por parte de la Ellerstina Etiqueta Negra, se encontraban Facundo Pieres 10, Nicolás Pieres 8, Gonzalo Pieres (h) 10 y Ignacio Heguy 9 con un total de 37 goles.
La Dolfina Dubai estuvo en todos los chukkers por encima del marcador; 2-2, 4-2, 7-2, 9-4, 9-6, 11-7, 16-8 y 16-10.