En su debut de la Copa Davis en Buenos Aires, Juan Martin Del Potro fué el artífice que dió la victoria por 3-2 frente a Rusia como su mejor regalo, un día antes de cumplir los 20 años de edad ganando la tercera final al definir por 6-4, 6-2, 6-1 al ruso Igor Andreev clasificando Argentina para la final con España a jugarse el 21 al 23 de noviembre.
Con una sucesión de éxitos en los últimos 4 meses viene fulgurando la figura del tandilense que festeja al tenis en su mejor momento.
Como un vendaval, Del Potro consiguió el mérito propio por su pausado andar, un fuego de supersónica velocidad y potencia en el juego con un saque y un drive que martirizó al ruso desde su puesto 65° del ranking, comenzando en Stuttgart al pasar con concentrada mentalidad ganadora los etapas y escalar los cuartos de final en Flushing Meadows para aterrizar en la Copa Davis que se jugó en su natal Argentina.
Así consiguió superar pronósticos optimistas con la caída de Nalbandian que lo expuso a su mayor exigencia y responsabilidad para cerrar la semifinal.
Su ingreso al juego muy concentrado significó ser recibido con aplausos esperanzados frente a Andreev, un rival duro que obligó a jugar a todo contra todo y al mayor riesgo.
La sombra Del Potro desapareció cuando salió el sol primaveral para iluminar su tarde al abarcar la cancha con sus intensos peloteos durante los sets hasta que un revés dió en la red y cayó del lado ruso significó el quiebre del 3-2 del segundo set para completar luego con un match point el final en 2 h 12 minutos de juego.
No alcanzó la lluvia de papelitos ni el champagne que le refrescó su camiseta con tanta felicidad que coreaban su nombre de ganador.
Nalbandian al que se le escapó el partido por escasos centimetros afuera de la linea de juego y objetado por Navidenko se fué desolado para los vestuarios con sus nervios sin contención aceptando su derrota, pero Del Potro salió a la cancha a recuperar como un gladiador con toda la fuerza y presiones para respaldar un deber que deseaba cumplir sudando su talento.
La Argentina ahora tiene la oportunidad para alzar la Ensaladera de Plata tan codiciada gracias al triunfo Delpo que será muy merecida de conseguir para el 21 al 23 de novienbre frente a Nadal cuando se juegue un duelo de titanes.
e1000